Poemas y cuentos

Miércoles, 7 Abril 2010 20:31:06 GMT

Entre vaguadas te veas

El gobernador del Estado brasileño de Río de Janeiro, Sergio Cabral, ha ofrecido hoy un nuevo balance de víctimas de los deslizamientos de tierra causados por las lluvias, 110 muertos y 200 heridos. Al poco, los datos de víctimas mortales han vuelto a aumentar: ya son 113. El número de fallecidos, ha añadido Cabral, puede aumentar todavía más porque 60 personas han sido dadas por desaparecidas y los bomberos continúan buscando supervivientes entre los escombros. Además, miles de personas se han quedado sin casa. Así comienza esta triste noticia que leemos desde Río de Janeiro. Esto nos pone a pensar en la situación global de América Latina, incluso Brasil, una potencia del Sur, no se salva de la inclemencia de las lluvias, para ser precisos, esto es un símbolo del desequilibrio que tiene el planeta. Varios elementos vienen a cuadrar la imagen, por un lado Chile, uno de los países más avanzados de América Latina, sufre uno de los mayores terremotos de toda su historia, pero no olvidemos el que ocurrió en Haití. También es bueno recordar a uno de los veranos más largo de la historia de Venezuela, que está secando a pasos acelerados nuestros ríos y reservas de agua dulce. ¿Es esto normal? ¿Podemos considerar que estos acontecimientos son cotidianos, cosas triviales? Vivimos en una completa incertidumbre, el planeta perdió sus ciclos naturales, se degradan a pasos agigantados sus mares, ríos y lagos. No existe tiempo para cambiar lo que podría salvar el planeta, es algo mental, lo sentimos en la piel, incluso en nuestros huesos, el tiempo se acelera, pasa sobre nosotros como una guillotina, los acontecimientos se enlazan unos a otros, pero todos ellos relacionados con caos y violencia. La política en nuestro país es asfixiante y monótona, nuestros gobernantes no ven el caos gigante que generan día tras día, acabamos de salir de la Semana Santa más grande en días, decretada por el Gobierno, con la sola e infructífera idea de economizar energía.

Tendremos que decir como Francisco de Miranda, el generalísimo: “bochinche, bochinche y más bochinche”, eso es este país, ¿Y las industrias de Guayana serán cerradas también para economizar energía? ¿cómo puede progresar un país con semejante decreto_amenaza que obliga a apagar todas las luces para ahorrar y economizar energía? Para completar el panorama, u n fuerte terremoto de magnitud 7,7 se registró en la madrugada del miércoles frente a la costa de Aceh, en la isla indonesia de Sumatra, causando pánico y cortes eléctricos, pero no se reportaron muertes. No es leve este terremoto, es de gran magnitud. El planeta está interconectado, lo que ocurre en un lugar repercute en otro. Las lluvias de Brasil y su mal tiempo ahora repercuten en Venezuela. De acuerdo con el presidente del Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología (Inameh) José Gregorio Sottolano, “esas lluvias son producto de un sistema nuboso proveniente de Colombia y Brasil, el cual interrumpe parcialmente el período seco de Venezuela” . un período demasiado seco que se suspende de una manera brutal originando vaguadas, derrumbes y pare de contar. Venezuela es un país rico en oportunidades pero mal gobernado, y sobre todo mal informado, es lógico pensar que nuestras quebradas y ríos casi secos, se llenarán de basura, nosotros contribuimos a llenar esos cauces vitales de cuanta porquería encontramos. Cómo no existe una educación integral del ciudadano y de la colectividad, el Estado está pensando en otra cosa, por ejemplo ganar las elecciones parlamentarias, sabe que no llegan las lluvias, luego no se hace mantenimiento a las quebradas y ríos, ¿para que? “plata perdida”, dirán los gobernadores, alcaldes y toda clase de bichos de esa fauna política. Este comportamiento nos podría agarrar de improviso, de hecho lo hará, la vaguada que viene de Brasil y Colombia, presiento que pondrá en jaque al gobierno.

No estamos preparados para defendernos de un desastre, ¿será que ya estamos acostumbrados a vivir en él?. Cuestión de presentimiento.


Esto pasa en Brasil



No son aguas de marzo... son de abril, con Fito Paez.





En: No Categorizado
Permaenlace: Entre vaguadas te veas
Comentarios: 0
Leído 1464 veces.

Dejar Comentario

*
Smilies
*
Ingrese el código mostrado. 

Sergio Delgado

Venezuela

Mi perfil Completo


Mis enlaces

Buscar



Blog Gratis para humanos.